Novelas por entregas. Una entrega al día... ¡o eso intentaré!

jueves, 25 de octubre de 2012

Estoy de Vuelta 21


Resulta que a Poeta le gustaba una muchacha...
-Que, todo hay que decirlo, no le hacía ningún caso -añadió Fito.
-...y se dispuso a cortejarla -siguió hablando Cosme-. Esto sucedió en un caluroso verano. La muchacha había decidido irse a la piscina municipal con unas amigas...
-Y Poeta no tenía dinero ni para pagar la entrada -señaló Fito.
-Lo que sí tenía era un frisbee volador -comentó Cosme entre risas.
-Y ni siquiera era suyo, se lo robó a un chaval que pasaba por allí -añadió Fito.
-Pintó en él “Te quiero” -prosiguió Cosme- con un rotulador prestado por el taquillero de la piscina...
-Que debía estar de Poeta hasta la coronilla -apuntilló Fito.
-... y se encaramó al seto que rodeaba la piscina -continuó narrando Cosme-. Cuando vio a la chica, se lo lanzó...
-¡En medio de la frente! -exclamó Fito.
-La chica cayó hacia atrás de un modo harto gracioso a la piscina -siguió Cosme-. La cosa no habría pasado de una estúpida metedura de pata, pero Poeta es mucho Poeta...
-Así que decidió socorrerla -dijo Fito-. Bajó del seto a trompicones y corrió hasta la piscina. Se lanzó de cabeza... e hizo diana con la cabeza de la muchacha, que en ese momento salía del agua... ¡mejor dicho, se levantaba, porque allí no cubría ni un metro! ¡Ja, ja! ¡Menuda cagada!
-Medio atontado, con una brecha en la cabeza y un ligero traumatismo craneoencefálico -continuó hablando Cosme-, Poeta salió de la piscina y se dispuso a huir, mientras le perseguían varios bañistas. Trepó de nuevo al seto, pero como estaba totalmente hecho polvo, mareado y la sangre le fastidiaba la visión, al intentar bajar perdió pie y...
-Descalabrado -terminó Fito entre risas-. ¡Justo como había dejado a su amada!

Ambos comenzaron a carcajearse ante la absoluta perplejidad de los otros tres. Por su parte, Poeta se indignó y les lanzó unos crueles versos:
-“¡Sois unos asquerosos chivatos!
¿Por qué no me la meneais un rato?
-Supongo que te referirás a la caja torácica -rió Cosme-, porque si no...
-Y aunque Poeta tuviera algo que menear -comentó pensativo Fito- de ti, Cosme, lo máximo que iba a conseguir es que se la chuparas.
-¡Eres un cerdo! -le gritó Cosme.
-Ya, pero al menos tengo brazos y piernas.
-Lo que tenemos son problemas -dijo entonces Rubén.

Continuará

8 comentarios:

  1. Nunca sabremos si la chica sobrevivió... ¿o quizá si?

    ResponderEliminar
  2. No tengo previsto sacarla convertida en zombie también…

    Lamento el spoiler xD

    ResponderEliminar
  3. vaya por dos, las cosas que te hago hacer; solo por esespoiler dejarán de leerte sienes y sienes de seguidores acérrimos...

    ResponderEliminar
  4. Eso significaría que los tengo, aunque sea en una realidad paralela alternativa transdimensional...

    ResponderEliminar
  5. Quien sabe, que no comenten no quiere decir que no los tengas. Y ahora debería comentar alguien más para darme la razón ¿verdad? (eso si los lectores que tienes se dedican a leer también los comentarios de entradas de hace semanas, que ya es un poco más raro)

    ResponderEliminar
  6. ¡Yo lo leo! ¡Yo! ¡Yo!

    Ah, no, c*ñ*, que soy quien escribe…

    Lapsus más tonto…

    ResponderEliminar
  7. Ahora era cuando yo comentaba como anónimo para levantarte los ánimos... pero en este blog no se puede comentar como anónimo :(

    ResponderEliminar
  8. ¿No se puede comentar como anónimo???

    Puto bloguero fascista!!!!!

    Ah, no, c*ñ*, que soy quien escribe…

    Lapsus más tonto…

    ResponderEliminar